Própolis

Própolis

Síntesis

Nombre común Própolis
Origen Europa, América, Asia
Activos principales Flavonoides, compuestos fenólicos
Beneficios principales Actividad antiinfecciosa | Acción inmunoestimulante | Acción cicatrizante

Introducción

Igual que la jalea real, el própolis es un producto de popular de la colmena. Es producido por las abejas a partir de propóleos vegetales, una sustancia resinosa presente en ciertas plantas. El propóleo tiene muchas virtudes: es antiinfeccioso, antioxidante, inmunoestimulante y cicatrizante.

En otras palabras, tiene muchos activos para la defensa del cuerpo. Se utiliza especialmente para luchar contra infecciones, enfermedades orales, heridas y problemas de la piel. También se recomienda para la llegada del invierno para fortalecer el sistema inmunológico.

Origen, hábitat y cultura

El própolis es un producto complejo. Es producido por las abejas obreras a partir de una sustancia que absorben de las plantas. Esta sustancia es recolectada por las abejas en los brotes, cortezas y pecíolos de las hojas de ciertas plantas. En Europa, los propóleos vegetales están particularmente presentes en álamos y coníferas. Es recogido por las abejas y luego transformado para dar una sustancia resinosa con múltiples virtudes.

Las abejas producen própolis para proteger la colmena contra diversas agresiones y diferentes peligros climáticos. Su nombre proviene de los términos griegos pro que significan "adelante" y polis que significa "ciudad". El própolis es de hecho un verdadero baluarte para las abejas. Durante el invierno, las abejas lo utilizan para llenar los huecos en las paredes de la colmena y reducir el tamaño de las aberturas. También alinean las paredes para limpiarlo y protegerlo de la humedad y las corrientes de aire. Finalmente, el própolis sirve como agente desinfectante. También es por esta propiedad antiinfecciosa que este producto de la colmena ha despertado un gran interés terapéutico.

origen propolis

Las propiedades del própolis han sido identificadas desde la antigüedad. Este producto de la colmena fue utilizado por los legionarios romanos para desinfectar heridas. A lo largo de los siglos y el progreso científico, han sido identificados muchos otros beneficios y usos de los própolis. Hoy en día, el própolis es aclamado por su acción antiinfecciosa, antioxidante, inmunoestimulante y cicatrizante.

Apariencia, composición y formato

El própolis es una masilla o resina. Por lo general, tiene un color marrón, pero también puede ser de otros colores. De hecho, es posible distinguir varias variedades de própolis con diferentes colores dependiendo de su origen, composición y método de extracción. Hay en particular:

  • própolis marrón, el más común en Europa, que se produce principalmente a partir de álamos y coníferas;
  • própolis blanco que se extrae con agua;
  • própolis amarillo que se extrae con aceite o sobre un lecho de arcilla;
  • própolis negro que se extrae con alcohol;
  • própolis rojo, que se origina en áreas de manglares en Brasil y proviene principalmente de manglares;
  • própolis verde que es originario del estado de Paraná en Brasil y que proviene principalmente de las hojas del romero.
Apariencia propolis

Dependiendo del tipo de própolis, la composición puede variar. Sin embargo, existen varias similitudes, los própolis contienen en particular:

  • resina;
  • cera;
  • flavonoides tales como quercetina;
  • compuestos fenólicos, incluido el ácido cafeico y sus ésteres;
  • aceite esencial;
  • polen;
  • oligoelementos y vitaminas incluyendo vitaminas A y B.

Apreciado por sus múltiples virtudes, el própolis se puede encontrar en muchos formatos. En particular, se puede integrar en ciertos productos alimenticios, como las gomas de mascar. También puede ser utilizado para el desarrollo de complementos alimenticios.

Propiedades y efectos investigados

propiedades propolis

Actividad antiinfecciosa

Las abejas producen própolis para proteger su colmena. Esta sustancia es un poderoso agente antiinfeccioso que posee propiedades antibacterianas, antifúngicas y antivirales. Varios estudios demuestran que es particularmente eficaz contra los virus de la gripe, el herpes, etc.. También se ha comprobado que combate las infecciones por hongos, verrugas y una serie de infecciones que incluyen faringitis, laringitis, amigdalitis, gingivitis, rinitis e infecciones del oído. Debido a sus propiedades antiinfecciosas, el própolis a menudo se indica como un tratamiento antes o al comienzo de la temporada de invierno.

Acción curativa

Varios estudios han demostrado la acción del própolis para promover la curación. Se ha comprobado especialmente en caso de quemaduras superficiales, quemaduras solares y llagas. El própolis también tiene propiedades analgésicas, lo que lo hace particularmente útil para aliviar heridas superficiales. También se han observado resultados positivos para el tratamiento de diversas afecciones de la piel, como picazón, enrojecimiento, eccema o psoriasis.

Actividad antiinflamatoria

Varios compuestos del própolis también son capaces de regular las reacciones inflamatorias. Esta actividad antiinflamatoria es particularmente interesante para el tratamiento de inflamaciones infecciosas.

Poder antioxidante

El própolis contiene muchos flavonoides con poder antioxidante. Estas sustancias se oponen al estrés oxidativo, es decir, la acumulación de especies hiperreactivas dañinas para las células. De esta forma, el própolis puede promover la supervivencia celular y combatir el envejecimiento prematuro del cuerpo.

Acción inmunoestimulante

Más allá de sus propiedades antiinfecciosas, el própolis tiene otros beneficios para la defensa del organismo. Puede ayudar a apoyar las defensas inmunes. Según varios estudios, el própolis actúa sobre la llamada inmunidad no específica activando macrófagos. Estos son un tipo de glóbulo blanco que puede luchar contra ciertos patógenos.

Dosificación

posologia-propolis

Hasta la fecha, todavía no hay recomendaciones específicas para la toma de própolis. Sin embargo, los estudios realizados sobre el tema revelan resultados positivos con una dosis de entre 1 y 3g por día. A menudo se recomienda dividir la dosis diaria en 3 dosis, idealmente durante las comidas. Es mejor no superar un mes de tratamiento.

En la suplementación nutricional, la dosis puede variar de un producto a otro. Se debe hacer referencia a la información en el envase de los complementos alimenticios. En caso de duda, se recomienda pedir consejo médico.

Contraindicaciones, peligros y efectos secundarios

Contraindicaciones: Al igual que la jalea real, el própolis es un producto de la colmena bien tolerado por el cuerpo. Sin embargo, está contraindicado para niños y en personas alérgicas a las picaduras de abejas, miel o polen. Como medida de precaución y en ausencia de estudios específicos sobre el tema, se recomienda pedir consejo médico para mujeres embarazadas y lactantes que deseen iniciar un tratamiento con própolis.

Efectos secundarios: Hasta la fecha, no se han reportado efectos secundarios importantes al usar própolis. Los únicos efectos observados son aquellos debidos a una alergia a los productos de la colmena: enrojecimiento, picazón, eccema, urticaria, asma, secreción nasal, picazón en los ojos, etc. En caso de signos de alergia, es apropiado detener inmediatamente el tratamiento pedir consejo a un profesional de la salud.

Asociaciones sugeridas

Inmunidad: Jalea Real

Información complementaria

El própolis puede ser objeto de nuevos estudios científicos. Los resultados de estos estudios pueden contradecir o complementar esta información. En caso de duda, se recomienda pedir consejo médico.

Referencias

C. Ballot-Flurin, L’apithérapie, Editions Eyrolles, Mars 2014, 152 pages.

C. Ballot-Flurin, L'apithérapie: Découvrez les bienfaits des produits de la ruche grâce aux recettes des apiculteurs, Editions Eyrolles, Avr. 2014, 152 pages.

P. Enders, Une introduction à l'apithérapie: Quand Rien d'autre n'aide: Essayez la Puissance de l’Abeille, BoD - Books on Demand, Mars 2017, 80 pages.

R. Domerego, G. Imbert, C. Blanchard, Remèdes de la ruche : découvrez tous les bienfaits santé des produits de la ruche !, Alpen Editions s.a.m., 2006, 95 pages.

E. Andréani, Les Secrets du miel: 50 usages incontournables, Larousse, Févr. 2011, 128 pages.

C. Vasey Les anti-inflammatoires naturels, Jouvence Santé, Mai 2015, 224 pages.

N. R. Lupatini, et al., Evaluation of the Antibacterial Activity of Green Propolis Extract and Meadowsweet Extract Against Staphylococcus aureus Bacteria: Importance in Would Care Compounding Preparations, Int J Pharm Compd, Jul-Aug 2016, 20(4):333-337.

O. Koru, et al., In vitro antimicrobial activity of propolis samples from different geographical origins against certain oral pathogens, Anaerobe, Jun-Aug 2007, 13(3-4):140-5.

P. Szweda, et al., Essential Oils, Silver Nanoparticles and Propolis as Alternative Agents Against Fluconazole Resistant Candida albicans, Candida glabrata and Candida krusei Clinical Isolates, Indian J Microbiol, Jun 2015, 55(2):175-83.

A. Uzel, et al., Chemical compositions and antimicrobial activities of four different Anatolian propolis samples, Microbiol Res, 2005, 160(2):189-95.

C. F. Liu, et al., Protective effect of propolis ethanol extract on ethanol-induced renal toxicity: an in-vivo study, Am J Chin Med, 2005, 33(5):779-86.

Vidal, Propolis, eurekasante.vidal.fr (Consultado el 12/07/2018).

Producto(s) que contiene(n) própolis

Top